sábado, junio 13, 2009

LEO GIAMANI STRIKES BACK!




Vuelve el hombre, vuelve Leo Giamani. En todo su esplendor y con unas confesiones de lo más interesante. ¡¡Leo Giamani al desnudo!! ¡Como nunca antes lo habíamos conocido! Tras el éxito del reportaje anterior, retomo la figura de este fornido pornstar para indagar en su lado más íntimo y personal.



Gracias al portal Queerclick, al que el popular actor porno concedió una entrevista de lo más sincera, hemos podido conocer su visión de muchos temas como la bisexualidad, el bareback, el mundo del porno, la fama y sus escenas más calientes.


Massive Studio fue una de la primeras en fijarse en sus encantos 

Según relata Leo Giamani, mucha gente le critica haber comenzado su andadura en la industria del porno de manos de Jake Cruise haciendo bareback, pero lo que muchos no saben es que primero probó suerte en empresas como Corbin Fisher o Sean Cody y no obtuvo respuesta alguna.


Como modelo también triunfa

De hecho muchas empresas no quieren trabajar con actores que han trabajado en este tipo de producciones en las que el látex brilla por su ausencia y las corridas dentro del culo son el pan nuestro de cada día. Un mes después de su estreno, se lo rifaban.


Uno de los primeros cástings de Leo Giamani.

Leo Giamani ha conseguido un contrato en exclusiva para Randy Blue y se ha convertido en una gran estrella del porno gay, por lo que, de momento, no debe preocuparse lo más mínimo por ninguna de estas minucias.

Su personalidad, su físico, su actitud, su cuerpazo y su enorme pollón hacen de él un caramelo demasiado dulce y jugoso como para dejarlo escapar.

Una de las leyendas que circulaban por internet es que Leo Giamanihabía sido bombero o policía. Leo confirma que fue bombero en New York durante seis meses, realizando un par de rescates, nunca se vio involucrado en grandes incendios. Su vida jamás estuvo en peligro. ¡Gracias a dios!



Reconoce que por lo general ha tenido suerte hasta el momento y no ha vivido escenas demasiado desagradables gracias a compartir cama con buenos actores. Únicamente ha sentido de la presión lógica que supone follar en un set rodeado de todo un equipo técnico y a las órdenes de un director que quiere unas posturas y ángulos concretos. De hecho, su escena más íntima pertenece al film Burning Desires, gracias a la situación en sí, dentro de una bañera y bebiendo champagne con el otro actor. Está claro que eso anima más que hacerlo sobre un sofá a saco.


La famosa escena del baño

Lo que más le complace a Leo Giamani de su trabajo como actor porno gay es la respuesta del público, el contacto con sus fans. Algunos chicos se le acercan y le dicen lo mucho que les ha ayudado en los momentos difíciles.


Pincha sobre la imagen para verla en grande

El haberse hecho popular le ha servido para realizar sesiones de firmas en varios eventos de clubs gay y protagonizar desfiles y campañas promocionales de conocidas marcas de ropa interior. No obstante, es consciente de que la carrera de un actor porno gay no es muy larga y que de hecho ya empieza a notar que cuentan menos con él las productoras.

Además este tipo de oficio también condiciona negativamente muchos futuros trabajos. No es oro todo lo que reluce. Aún así, Leo se siente afortunado de cómo han ido las cosas hasta el momento y sobretodo de la imagen que da y de cómo se ha vendido a sí mismo.


A pesar de sus inicios como bisexual, que le confiere una imagen más masculina, actualmente Leo Giamani se siente más abierto y "femenino", en la medida en que disfruta más de su condición homosexual. Vamos, que no va a ser una típica loca, pero tampoco le importa poner el culo. En resumidas cuentas. De hecho, a diferencia de otros actores, Leo no ha tenido problema alguno en asumir su identidad sexual, lejos de otros "gays de pago" que se afanan en asegurar que son heterosexuales cuando se la están metiendo hasta el fondo en cada escena.

Poniendo el culito...

Uno de los temas más peliagudos en la carrera de Leo Giamani es sus inicios practicando bareback. Él no tiene problema en reconocer que se trató de una cuestión meramente económica, pero que siempre trabaja con actores que pasan el correspondiente test del SIDA.

Aquí Kevin Falk también acaba metiéndosela toda, pero con plastiquito

Actualmente en Randy Blue trabajan todos con preservativos, además del consabido y tan necesario test. Es más, si el actor con el que va a trabajar no se ha realizado la prueba, se niega a trabajar con él. La aterra pensar la posiblidad de que algunos actores tenga el SIDA, sigan trabajando por dinero y además si preservativo.

¿Ves? Si estas cosas sé yo cómo acaban... ¡metidas hasta el fondo!

De hecho él conoce a dos actores que habían trabajado en el mundo del porno y que por desgracia son seropositivos. Así que chicos, ¡poneos el preservativo siempre!

Si te ha gustado el repotarje, tienes ganas de más y dominas la lengua de Shakespeare, puedes leer la entrevista completa en inglés aquí:

Queerying Leo Giamani
http://www.queerclick.com/archive/2009/05/queerying_leo_giamani.php

Y el reportaje anterior en:

LEO GIAMANI ES DIOS Y PUNTO
http://atzur.blogspot.com/2009/04/leo-giamani-es-dios-y-punto.html

5 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Blogger Templates